Muere millonario empresario farmacéutico en circunstancias sospechosas

Uno de los matrimonios más ricos de Canadá muere en circunstancias “sospechosas”
El primer Ministro y el ministro de Sanidad de Canadá expresaron condolencias en Twitter

Barry Sherman, fundador multimillonario de la farmacéutica canadiense Apotex, y su esposa, Honey Sherman, han sido hallados muertos este viernes en el sótano de su residencia en Toronto (Canadá), que se encontraba a la venta. David Hopkinson, portavoz de la policía de Toronto, declaró en una rueda de prensa que “las circunstancias de sus muertes parecen sospechosas”. La pareja era una de las más ricas del país y destinaba una fortuna a obras benéficas. Las muertes han conmocionado Canadá.

La policía no facilitó la identidad de los dos fallecidos, pero Apotex confirmó más tarde que se trataba del fundador de la compañía y su esposa. La compañía lamentó lo ocurrido en un comunicado. “Todos en Apotex estamos profundamente conmocionados y entristecidos por estas noticias y nuestros pensamientos y oraciones son para la familia”.

La policía también indicó que no se apreciaba una entrada forzada en la vivienda y que no está a la búsqueda de sospechosos, según un comunicado de la policía. Pero las circunstancias del hallazgo no tranquilizan a los investigadores: los cuerpos fueron hallados en un sótano por un agente inmobiliario, ya que la mansión estaba en venta por unos 5,4 millones de dólares.

El hombre que halló los cuerpos estaba preparando la vivienda para la visita de unos eventuales compradores, según el diario Toronto Globe and Mail. El detective Brandon Price ha dicho a la emisora canadiense CBC que los investigadores aún estaban tratando de determinar si hubo algún delito.

La muerte ha conmocionado al país. El propio Justin Trudeau, primer ministro de Canadá, ha tuiteado en su nombre y de su pareja sus condolencias por esta doble muerte. El ministro de Sanidad de la provincia de Ontario, Eric Hoskins, ha expresado su pesar por la muerte del matrimonio. “No tengo palabras ahora mismo. Mis queridos amigos Barry y Honey Sherman han sido hallados muertos. Eran grandes seres humanos, increíbles filántropos y grandes líderes del sector sanitario”, ha destacado a través de su cuenta de Twitter.

    

Sherman fundó Apotex en 1974 con solo dos empleados. En la actualidad, la compañía es el mayor fabricante farmacéutico canadiense y produce más de 300 medicamentos genéricos. Tanto Barry Sherman como Apotex habían estado envueltos los últimos años en varios litigios judiciales con familiares y otras farmacéuticas.

La fortuna de Barry Sherman estaba considerada como una de las principales del país, ya que se calcula en 4.800 millones de dólares canadienses (unos 3.200 millones de euros), según la revista Forbes. El matrimonio era también uno de los mayores filántropos del país, con cuantiosas donaciones a hospitales y grupos judíos. La pareja tiene cuatro hijos.

Comentarios desde Nuestro facebook